miércoles, 2 de diciembre de 2015

Procuraduría allana apartamento Awilda Reyes; cargan con laptops

Santo Domingo. 02/12/15. Durante más de tres horas procuradores adjuntos de de Inspectoría del Ministerio Público, acompañados de un contingente de la Policía Nacional, allanaron ayer el apartamento de la suspendida jueza de la Cuarta Sala Penal del Distrito Nacional Awilda Reyes, de donde cargaron con dos computadoras y documentos, en medio de las investigaciones sobre supuesto soborno a favor de acusados de narcotráfico, lavado de activos y crimen organizado.

La requisa fue encabezada por el procurador adjunto Domingo Cabrera, quien dijo que en su momento el procurador general Francisco Domínguez Brito ofrecerá detalles sobre las pesquisas realizadas en la residencia de la magistrada.

El condominio Ana Rosa I, ubicado en los Jardines del Sur, en el kilómetro 7 de la avenida Independencia, fue acordonado por miembros de la Policía fuertemente armados.

El abogado de Reyes, Valentín Medrano, informó que el allanamiento a la vivienda había sido solicitado previamente por el Ministerio Público, además de una orden de arresto contra la magistrada, que fue denegada por el juez presidente de la Segunda Sala de la Corte de Apelación del Distrito Nacional, Ramón Horacio González Pérez, quien funge como juez de Instrucción Especial.

Asimismo, la Procuraduría General de la República ha tramitado una orden de allanamiento en la residencia del exjuez y miembro del Consejo del Poder Judicial Francisco Arias Varela, quien es sindicado como el supuesto jefe de una estructura que sobornaba a jueces.

Además de Awilda Reyes fueron suspendidos los jueces Delio Germán, José Dionisio Duvergé Mejía, Rosó Vallejo Espinosa y Víctor Mejía Lebrón, por supuesta prevaricación en el ejercicio de sus funciones.

Se informó anoche que la jueza Reyes fijará en la tarde de hoy su posición sobre el allanamiento practicado en su vivienda.

El abogado Medrano informó que el juez había autorizado que las pesquisas se realizaron hasta las 4:00 de la tarde, pero no fue hasta las 7:25 de la noche que los procuradores adjuntos y los policías abandonaron el inmueble.

Datos sobre el caso

En horas de la mañana de ayer, el movimiento Participación Ciudadana reveló que la jueza suspendida le había confesado que recibía órdenes superiores para emitir sentencias favorables a implicados en delitos graves.

Indicó que la magistrada le había precisado que esas instrucciones provenían supuestamente del presidente de la Suprema Corte de Justicia, Mariano Germán, a través de Arias Varela.

La institución agregó que Reyes le había notificado que para disponer la devolución de los 20 millones de dólares a la compañía constructora de la Torre Atiemar y dejar en libertad al regidor del municipio de Pedro Brand, Ericson de los Santos, había recibido órdenes directas de Arias Varela, en su condición de miembro del Consejo del Poder Judicial.

En el informe ofrecido por Participación Ciudadana se indica que también la jueza Reyes había informado que Arias Varela había acudido a su apartamento para entregarle un sobre que contenía una cantidad de dinero.

De ese monto no especificado la magistrada devolvió 350 mil pesos al presidente de la Suprema y otros miembros del Consejo, además al director de la Carrera Judicial, Justiano Montero, el pasado 2 de noviembre, por cuya razón la jueza firmó un recibo para la entrega de ese dinero.

El escándalo estalló luego de que la Procuraduría General de la República informó que investigaba a esos jueces suspendidos por incurrir en fallas graves con la emisión de sentencias favorables a personas condenadas y acusadas de narcotráfico, lavado de activos y otros delitos, incluido el regidor de Pedro Brand, Ericson de los Santos.

Mariano Germán no hablará por prudencia

El presidente de la Suprema Corte de Justicia (SCJ), Mariano Germán Mejía, se negó ayer a responder las acusaciones que hiciera en su contra la suspendida jueza Awilda Reyes, de que con las declaraciones en su contra se convierte en “juez y parte de la misma causa”.

“Como presidente de la Suprema Corte de Justicia, yo tengo que ser un símbolo de prudencia, entonces la prudencia me dice a mí que en los momentos de muchas dificultades hay que saber callar, les agradezco su preocupación, pero no puedo decir nada”, respondió Germán a los cuestionamientos de los periodistas sobre el caso de los jueces.


De: El Dia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario