miércoles, 23 de noviembre de 2016

En publicidad engañosa, el anzuelo está en las compras



Santo Domingo. 23/11/16. Los anuncios de ofertas, rebajas y toda clase de oportunidades pueden tener un “gato entre macuto”, como dice el popular refrán.

Por esa razón es que antes de adquirir el producto que desea debe saber cómo identificar cuando está ante una publicidad engañosa, a propósito de que se acerca el denominado “Black Friday” o “viernes negro”.

Esta publicidad se usa con el objetivo de atraer el consumidor que necesita adquirir cualquier tipo de artículo, que va desde un electrodoméstico, casa, equipos electrónicos, boletos aéreos hasta una prenda de vestir.

De ahí que el Instituto Nacional de Protección de los Derechos del Consumidor (Pro Consumidor) inició desde hace tres meses una campaña de prevención, con el objetivo de educar a todos los que intervienen en la cadena de compras y ventas.

Anina del Castillo define que una publicidad es engañosa: “Cuando refiere características o información relacionadas con algún bien, producto o servicio que pudiendo o no ser verdaderas, inducen a error o confusión al consumidor por la forma inexacta, falsa, exagerada, parcial, artificiosa o tendenciosa en que se presenta”.

Sanciones

Y es que cualquier establecimiento que incurra en este tipo de accionar corre el riesgo de ser sancionado según la Ley 358-05 de Protección al Consumidor.

Las infracciones están tipificadas. Por ejemplo, una leve, con apercibimiento o multa de hasta veinte (20) salarios mínimos.

Del Castillo narra que con el paso de los años muchos dominicanos esperan el llamado “vienes negro” por los descuentos que ofertan para ese día.

Por esa razón la entidad, como un mecanismo preventivo y para evitar tener que llegar a elementos de publicidad engañosa, “empezamos a trabajar con las agencias publicitarias hace tres meses en ese sentido, dándoles talleres de cuál era el marco de nuestra ley y cómo ellos tenían que presentar las ofertas publicitarias para que no cayeran en esta mala práctica”.

Indicó que advirtieron a las agencias publicitarias que en el caso de ellos llevar a sus clientes a una práctica incorrecta, ellos también serían sancionados de manera solidaria.

Con esto, dice Del Castillo, busca crear lazos de confianza, pero a la vez que “nadie alegue ignorancia por algún tipo de desconocimiento de que se violó la ley”.

“Cómo identificarla”

La funcionaria recomienda a aquellos que desean adquirir algún artículo verificar los productos que quieren comprar con descuento, “observar los precios que les están ofertando de ese producto. Además, las condiciones a veces de financiamiento que está acompañado el mismo.

Porque puede darse el caso que las condiciones de financiamiento sean también una estrategia para atraer el consumidor y generarle quizás una oferta que realmente no es atractiva”.

Reiteró la importancia de que las personas verifiquen antes de realizar su compra y que de encontrar ellos mismos algunas anomalías lo comuniquen a Pro Consumidor.

Sostuvo que están en fase preventiva, aunque también continuarán después del “viernes negro”, porque las consecuencias de las compras son después de las fechas de las facilidades.

Monitoreo

Señaló que desde hace un mes los encartes están siendo monitoreados, sobre todo aquellos que salen en la prensa escrita.

“Y ese es un elemento objetivo para verificar si hay un cambio positivo de precio a favor del consumidor. Los encartes ahora te indican unos precios y luego otros, lo cual nos permite hacer una comparación entre el precio que tenía ese producto previamente y los precios que están siendo ofertados para ese día” explicó.

Un total de 253 empresas son sometidas al proceso de verificación.

Destacó que las empresas establecidas no tienen ningún tipo de resistencia y eso ha sido un aporte que ha hecho la institución al país.

Sin embargo, algunas que no estaban acostumbradas a que las fiscalizaran muestran resistencia.

Así que les recordó que “todo lo que se vende es objeto de supervisión”.

Citó que los principales artículos que están siendo objeto de revisión son los más ofertados.
Esto así porque la entidad valora que las empresas oferten aquellas cosas que realmente las personas aspiran a comprar.

“En un sondeo de opinión que realizamos, las personas manifestaron que lo que querían comprar son electrodomésticos, pues piensan que tienen una oportunidad de comprarlos más baratos. Y lo segundo son equipos tecnológicos”, puntualizó.

Años pasados

Según las estadísticas de Proconsumidor, en el año 2013, el 80 % de los establecimientos visitados cumplieron con la realización de una publicidad veraz, mientras que en el 20 % restante se detectaron inconformidades.

Mientras que para el año 2014, el 64 % de los establecimientos comerciales visitados realizaron una publicidad veraz, en el 36 % restante se detectaron no conformidades.

Para el año 2015, el 68 % de los establecimientos visitados cumplieron con la realización de una publicidad veraz y responsable, en el 32 % restante se detectaron no conformidades.




De: El Dia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario